Compartir reporte en:
20-02-2019

Estudiar, cada vez más caro

La canasta básica de productos escolares ya cuesta casi $3.000.

Estudiar, cada vez más caro

El aumentó fue del 31,4% en un año y sobrepasó a la variación del salario medio de la población, que según el índice RIPTE fue de 26,1% desde diciembre de 2017 a diciembre de 2018, según informe de la Universidad Nacional de Avellaneda.

Con salarios que crecen por debajo de la inflación general, otro de los temas que preocupan a los padres, son las cuotas de los colegios privados que en marzo aumentaran en capital y provincia de Buenos Aires un 20%.  Esto, sumado al incremento de las tarifas de los servicios públicos y otros gastos relativos, que impactaran en el bolsillo de los trabajadores. Se calcula que en total estará entre 30% y 35% para todo el año.

Los productos que más aumentaron son los sobres de papel glacé (+80%), los “lápices negros sin goma x 3 unidades” (+69%), el “pegamento de cola” (+58%), el “juego de regla, escuadra y transportador” (+55%) y los “lápices de color largos” (+48,6%).

Con una caída en el poder de compra del Salario Mínimo Vital y Móvil y por el índice de aumento de precios de la canasta educativa, se nota una merma del 16,2%. Lo mismo sucede si la comparación se realiza con la AUH, que redujo su poder de compra un 9,3% en el último año. Pero la situación es más grave si se tienen en cuenta las becas del Plan Progresar, que aún no poseen una fecha de actualización efectiva, y si continúan en el monto actual experimentarán una caída en términos reales del 54,6%. Es decir que, con las becas del Progresar, se podrían comprar menos de la mitad de los productos escolares, según informaron desde la UNDAV.